La “Casa de Jóvenes” finaliza el año con un balance altamente positivo

La “Casa de Jóvenes” del Municipio de Río Grande brindó un balance de las actividades realizadas a lo largo del 2018. El espacio ha crecido exponencialmente y diversificado las estrategias para lograr que los jóvenes se apropien del espacio y se sientan contenidos.

Río Grande.- La “Casa de Jóvenes” finaliza el año con un balance altamente positivo. Al respecto, la licenciada Ana Andrade, directora de Prevención y Asistencia Psicosocial en Adicciones, indicó que “estamos muy contentos porque ha sido un año de mucho trabajo y por ahí estos son los momentos para ver qué hicimos bien y cuáles son las cosas que tenemos que potenciar para el año que viene”.
“La semana pasada fue la entrega de certificados a los chicos que estuvieron participando todo el año de los talleres, que fueron más de 150. Eso nos indica que es un espacio que se ha apropiado y lo han tomado como parte” evaluó Andrade.
La funcionaria explicó que tienen “más de 20 talleres que se fueron renovando durante todo el año y las propuestas siempre se renuevan en base a la demanda de los chicos y de las lecturas que vamos haciendo adentro del territorio”.
En este sentido celebró que “este año sumamos el acompañamiento de las prácticas pre profesionalizantes de la carrera de Trabajo Social de la UNPA, que nos han hecho devoluciones en términos de género, edades de jóvenes que participan y el acceso que tienen a nuestras instalaciones, cuestión que nos ayuda a potenciar el acceso a nuestra casa de jóvenes desde distintos puntos de la ciudad”.
“También contamos con la consejería de salud sexual y reproductiva ‘Copate’ que este año ha dado sus frutos y no nos está alcanzando el horario de atención, un espacio que es gratuito y que la Dra. Patricia Padinger atiende todos los jueves desde las 17”, agregó la licenciada.
Por otro lado, indicó que “trabajamos con el acompañamiento a la Sede Estudiantil ‘Claudia Falcone’ quienes trabajan en Casa de Jóvenes los días sábados en la conformación de centros de estudiantes y en la formación de pensamiento crítico”.
“Estamos muy contentos porque tuvimos un reconocimiento por parte de los chicos en un encuentro de estudiantes a nivel provincial realizado en el Centro Cultural L. Alem donde todos los centros juraron en un acto cargado de emoción”, subrayó.
Andrade detalló que “Dentro de lo que es Casa de Jóvenes realizamos un gran trabajo terapéutico y ante cualquier factor de riesgo que un chico pueda llegar a tener o conducta que sea un indicio, la idea es poder contenerla antes de que se provoque una situación mayor”, explicó en relación al trabajo en adicciones.
Al respecto, reveló que “este año dentro del espacio terapéutico, casi 200 personas han accedido a un tratamiento, lo cual es un número muy importante porque no fueron consultas, fueron tratamientos. Eso implica visibilizar otras temáticas que por ahí muchas veces desde las políticas públicas no las tenemos en cuenta o no están a nivel de salud pública”.
“Eso nos da a repensar otras líneas de trabajo y también establecer algunas otras exigencias que tienen que ver con responsabilidades que muchas veces escapan al Municipio”, señaló la directora del área.
Finalmente, la funcionaria dijo que “La verdad es que ha sido un año de mucho trabajo y vemos que el año que viene vamos a tener una planificación más específica con temas muy concretos que hoy los chicos lo están planteando como un emergente y riesgo de conducta. La idea de Casa de Jóvenes es que los chicos no caigan en una situación de consumo problemático o en cualquier otra conducta que afecte su vida”, concluyó.

print

Comentarios Facebook

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.