El banco Tierra del Fuego alcanzó los 870 millones de utilidades

En parte serán destinados a capitalizar la entidad, también a financiar el programa de desarrollo del gobierno provincial y el sistema previsional. En créditos a la industria tanto electrónica, como textil, plástica y autopartista, el BTF supera los 270 millones otorgados y se mantiene la tasa promocional, un tercio por debajo de los valores en plaza. En mayo se prevé inaugurar la sucursal de margen sur, con una inversión de 28 millones, y la expectativa es que se convierta en eje de desarrollo de un nuevo circuito comercial.

Río Grande.- El contador Gabriel Clementino, vicepresidente del directorio del Banco Tierra del Fuego, informó por Radio Universidad 93.5 sobre los avances de la entidad respecto de utilidades, créditos al sector privado y desarrollo tecnológico.
En principio se refirió a las mejoras en el homebanking para “generar mejor nivel de información y accesibilidad. Hemos lanzando la nueva página la semana pasada, para acceso a través de una aplicación de celular. Esto lo hicimos con el personal técnico del banco, donde también estamos sumando herramientas tecnológicas, no sólo de software sino de hardware, preservando los niveles de seguridad informática. Es delicado el tema de la delincuencia informática y las entidades se ven afectadas por ciberataques. Nosotros mantenemos un nivel de seguridad muy fuerte en nuestros sistemas”, aseguró.
“El banco necesita más que la presencia física en las sucursales, y tener una presencia tecnológica fuerte”, sostuvo.
No obstante, físicamente también estarán presentes en la nueva sucursal de margen sur. “Hay que darle posibilidades a este nuevo conglomerado que se ha expandido tanto en los últimos años. Por eso hemos elegido la calle Tolhuin, que debe ser el corredor comercial de la margen sur. Así como el banco tuvo presencia en calle Viedma en Río Grande, o en la calle Kuanip en Ushuaia, creemos que esto va a repercutir no solamente en asistencia al trabajador, a la banca consumo, la atención de planes o cuentas del gobierno, sino también a las unidades de negocio que se desarrollan en ese lugar. La margen sur hoy tiene un gran potencial comercial”, manifestó.
La sucursal tiene “380 metros cuadrados, con un muy buen espacio para atender la gente. Esperamos tener terminada la obra en mayo y terminar en forma coordinada con el resto de las sucursales. La inversión en la obra ronda los 20 millones y en temas anexos, como redes, blindajes y otro tipo de instalaciones que necesita un banco, hay 8 millones más. Tenemos aproximadamente 5 mil clientes directos en el sector, y es importante no sólo por las cuentas que pueda tener el gobierno, como sueldos o planes, sino también para el sector privado. Está cerca la Cooperativa con el gimnasio, el IPV va a tener una oficina detrás del banco. Es un conglomerado que tiende a desarrollarse y el banco es un puntal de desarrollo”, dijo.

Financiamiento a la industria

Por otra parte, dio cuenta de las operaciones con el sector privado y en particular con la industria fueguina. “Estamos trabajando con todos los sectores, apoyando las pymes, a los comerciantes, a las empresas de servicios. El banco se había corrido del sector industrial y desde el año pasado a esta parte hemos asistido con más de 270 millones de pesos al rubro textil, electrónico, de autopartes y el rubro plástico. Es muy importante el nivel de colocaciones y tenemos pensado ver más allá, al sector petrolero, y trabajar con instrumentos financieros para financiar distintas actividades”, fijó como meta a corto plazo.
“No podemos soslayar el nivel de tasas de interés que hay y, más allá de que nuestras tasas están un tercio por debajo del resto de las tasas de la plaza, al sector productivo se le hace cuesta arriba mantener el nivel de tasas. El banco siempre está trabajando para poder participar un poco más y esto lo demuestra la cantidad de clientes que se vienen sumando, en créditos de inversión, de trabajo y de negociación de valores. Estamos muy por debajo de los niveles del resto del mercado, pero así y todo es alto”, manifestó.

Importantes utilidades

Aun con tasas subsidiadas, este año el banco “ha tenido una utilidad bastante buena, tuvimos un porcentaje por encima del 45% con respecto al año anterior, y estamos arriba de los 870 millones de utilidades. Parte se destina a capitalizar reservas y parte se distribuye para que el gobierno pueda hacer frente a ciertas obligaciones que tiene con respecto al desarrollo, como plantea la Constitución. Luego también tenemos el tema previsional”, señaló.
“Hemos tenido un 70% de incrementos en los saldos de financiamiento de tarjetas y estamos incrementando la cantidad de plásticos. Estamos con muy buenos productos en banca consumo y eso ha repercutido en esta demanda que está teniendo nuestra tarjeta. También muchas cuentas sueldo que se habían ido están volviendo, por las ventajas que tiene nuestro banco con respecto al resto del sistema”, concluyó.

print

Comentarios Facebook

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.