“No pueden culpar a la pandemia porque el problema está desde hace siete meses”

El ingeniero Oscar Suárez, especialista en hidrocarburos, cuestionó la inacción de los funcionarios tanto del gobierno anterior como del actual, ante el impacto en la recaudación provincial por la baja de regalías desde que se rompió la monoboya, hace siete meses. La situación se agravó con el cierre de fronteras y derivó en la paralización de Roch, que no tiene dónde almacenar crudo. Afirmó que hay alternativas, como la planta de SIPETROL, que no sólo está operativa sino que cuenta con un gasoducto y un oleoducto para exportar a Chile. Atribuyó la inacción al desconocimiento de las autoridades de Hidrocarburos, que “son las mismas desde 2007” y lamentó que se haga política con el área en lugar de poner gente que conozca de la materia. “Los que están en Hidrocarburos ahora son unos chantas y deberían consultar a la gente que sabe”, disparó. Además, vio con agrado la recomendación de Paulino Rossi de rescatar los bonos, porque es probable que se congele el precio del gas y se hará más difícil pagar la deuda en dólares.

Río Grande.- El ingeniero Oscar Suárez, ex representante de la provincia ante la OFEPHI y especialista en el área de hidrocarburos, fue consultado por Radio Universidad 93.5 sobre la posibilidad de encontrar una salida para la producción de crudo dado que, desde la rotura de la monoboya desde donde se hacía la carga en buques, pasando luego por el cierre de fronteras, prácticamente se paralizó la producción y afecta la recaudación por regalías.

“La boya está sin reparar desde septiembre del año pasado y hay que seguir las instancias para ver qué hicieron las autoridades anteriores y actuales para revertir la situación. Las regalías sufren un descuento por el valor de mantenimiento de la monoboya, en su momento el tarifario era de un dólar por metro cúbico y ahora debe ser más alto. El concesionario de la boya, que es YPF, tiene derecho a una concesión de transporte y subarrienda esto para que puedan entrar otros productores, como el caso de Roch. Roch hace tiempo le vende petróleo al norte y lo embarcaban en la terminal de Cullen, y seguramente YPF le cobraba para embarcar el petróleo. La tasa era bastante importante”, dijo de lo que estuvo cobrando la petrolera nacional por operar esa monoboya.

“Las operadoras fueron cambiando pero el servicio se siguió prestando de la misma manera. A la provincia le descontaban en regalías por el gasto de mantenimiento de la boya el equivalente al 12% de la producción y la empresa Roch pagaba por el servicio de acopio y salida en los barcos. No sé qué hicieron con esa plata, porque pasaron siete meses y no pueden reparar una boya”, preguntó.

“Tenemos la ley corta que pelamos tanto par que saliera y las provincias son autoridades de aplicación. Me pregunto qué hizo la provincia para exigirle a la empresa que ponga en condiciones la boya. No le pueden echar la culpa a la pandemia, porque empezó en marzo y hablamos de siete meses. No sabemos cuántas notas de intimación mandaron, además hay condiciones de caducidad por no pago de regalías, por bajar la productividad sin razón justa o por no cumplir con las inversiones previstas”, remarcó.

“Hasta ahora no sabemos qué hicieron las autoridades, las anteriores y las que están ahora, porque el que está ahora estaba con los anteriores y viene de la gestión de 2007. Son todos los mismos”, dijo del secretario de Hidrocarburos Alejandro Aguirre y la gente que lo acompaña.

“Yo me enteré por el diario lo que estuvo pasando el ingeniero Chacra –de Roch-, la alternativa que tomaron de sacar el petróleo por Chile, con lo que sale el flete por tierra, cruzando barcaza. Era una alternativa para sacar la producción, pero el flete se lo descuentan a la provincia. Ya de los 800 metros que producían bajaron a 500 metros, y cuando fue el problema del coronavirus cerraron la frontera. Ahí prácticamente tuvo que parar la producción”, dijo.

Planta disponible

Frente a la inacción ante las pérdidas por la baja de regalías, expuso que “SIPETROL tiene una planta en la zona norte, en Poseidón, cerca de la planta de Cullen. Nosotros empezamos a tener relación con SIPETROL porque son productores en el área Magallanes y tenemos una coparticipación de esas regalías. Esa planta sigue estando operativa y tiene mucha más capacidad de almacenaje que la batería Centauro, que es donde entregaban el petróleo diariamente en Cruz del Sur, donde hay dos tanques de 160 metros”.

“Esta planta de SIPETROL es bastante más amplia, tienen todas las instalaciones para entregar petróleo y gas de exportación, y tienen los oleoductos y gasoductos conectados a los ductos de Chile. No sé por qué no se le ocurrió a nadie cuando cerraron la frontera preguntarle a Roch si esta planta le servía, porque tiene toda la logística para exportar el petróleo que estaba llevando por tierra, y hasta tiene gasoducto para exportar a Chile. El gobernador o alguno de sus funcionarios deberían llamar a SIPETROL, y yo no le echo la culpa al gobernador porque esto depende de quién lo asesora”, subrayó.

Los “chantas” de Hidrocarburos

En coincidencia con las críticas del sindicato de petroleros privados a Alejandro Aguirre, que no se ha movido de la capital fueguina, consideró necesario un trabajo de campo, aunque “si Aguirre va al campo se va a perder”, ironizó.

“Está desde el 2007 y es un desastre. Ya perdieron las regalías, que las maneja la AREF. Cuando yo estuve trabajando en 2016 ad honorem, con Nogar de Secretario, protegía a esta persona, que estaba de director general en Ushuaia sin hacer nada. No puede decir que no conoce la gestión, porque ha estado a cargo y fue parte. Yo me fui porque era remar en dulce de leche. Era imposible estar ahí con gente que no entendía nada”, fustigó.

Afirmó que “sigue la misma gente que trabajó con Fabiana Ríos, y fueron los mismos que dejaron sin gas a la provincia en 2015. Después se trataron de hacer las obras para conectar los gasoductos, pero tampoco las terminó de hacer Bertone y hay un error también de la gestión Bertone. Todas las gestiones tienen sus cosas, pero las personas que están ahora siguen desde 2007, y antes había gente en distintos niveles que conocía un poco más del tema. Yo me fui, quise explicarle a Bertone las cosas que estaban mal, pero nunca me atendió, y después le sacaron las regalías a Hidrocarburos y se la dieron a la AREF, porque tampoco confiaban en Nogar”, reveló.

“Nunca supe para qué lo pusieron, si no confiaban en él. Conozco la gente de AREF que está trabajando y es buena gente, pero deberían estar en Hidrocarburos, porque la AREF no es el organismo técnico idóneo para manejar el tema de regalías. Hay que darle valor a la gente que conoce el campo”, pidió.

“Los que están en Hidrocarburos ahora son unos chantas y deberían consultar a la gente que sabe. Reitero que la planta de SIPETROL está totalmente operativa y al menos tendrían que preguntar, porque la logística está, que son los tanques, los lavadores, los calentadores, el oleoducto y el gasoducto. Que junten las cabezas, que lo llamen al ingeniero Chacra para ver si puede reactivar el contrato que tiene con Chile. La planta de SIPETROL se puede dar en comodato y la provincia ponerse como garante, ante la necesidad fiscal que tenemos en este momento. Seguramente se va a levantar la producción y a costos menores”, afirmó.

“La provincia tiene gente capacitada para estar en Hidrocarburos, pero no es la gente que está ahora. Hay que preguntarle a los políticos por qué no buscan a la gente que sabe, pero hacen política con Hidrocarburos. Es un error y me parece que les interesa poco la provincia. Venimos de errores tras errores, siempre manejado por la misma gente que va cambiando de un lugar a otro”, lamentó.

Rescate de bonos

Por otra parte, se le pidió opinión sobre la sugerencia del contador Paulino Rossi de aprovechar que los bonos están defaulteados para ir al rescate y cancelar la deuda externa, convencido de que sobraría plata con los fondos que están depositados, además de implicar un ahorro de 30 millones de dólares anuales entre capital e intereses, que se están pagando por ese empréstito.

Sobre este punto, el ingeniero Suárez adelantó que se va a complicar el pago de esta deuda, dado que “es posible que se congele el valor del gas, como ocurrió en la gestión de Cristina Kirchner, y no sé cómo vamos a hacer para pagar con las regalías. El 70% de las regalías son de gas, y podrían quedar atadas a un valor que no es un commodity. En la época en que yo estaba la relación era de 60/40 entre regalías de gas y petróleo, respectivamente; pero ahora está en un 70/30. El valor del gas subió y el valor del petróleo se derrumbó porque es un commodity, aunque ahora con el barril criollo Tierra del Fuego va a tener algunos dólares de diferencia. Pero tenemos un bono atado a regalías gasíferas y no sería raro que, cuando salgamos de esta pandemia y la inflación se refleje realmente, se congelen las tarifas del gas. Esto va a congelar el precio del gas y vamos a tener regalías congeladas, cuando la provincia va a tener deudas en dólares que no están congeladas”, concluyó Suárez.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.